Laia Sanz ya es campeona del mundo de enduro

La piloto de KH-7 ha vuelto a ser segunda en la segunda carrera del GP de Francia, suficiente para coronarse como nueva reina de la especialidad.

La pluricampeona española ya tiene 13 títulos mundiales, 12 de trial y 1 de enduro, e iguala el ‘12+1’ de Ángel Nieto.

Es la primera vez que alguien, hombre o mujer, consigue el triplete del off-road: ganar el Dakar, el mundial de trial y el mundial de enduro.

Laia Sanz se ha proclamado campeona del mundo de enduro femenino por primera vez tras acabar en el podio en la segunda carrera del Gran Premio de Francia, que ha concluido hoy domingo en Brignoles. Este resultado le ha permitido acabar la temporada con 151 puntos, 6 más que su principal rival, la defensora del título Ludivine Puy.

Al igual que ayer, la piloto de KH-7 finalizó en segunda posición a 1 minuto y 14 segundos de Puy. La francesa volvió a imponer un ritmo muy elevado que Laia no siguió, consciente de que su objetivo no era la victoria en la prueba, sino alzarse con el título.

La de Corbera de Llobregat rodó “mejor que ayer”, como ella misma reconoce, “pero no al cien por cien”. “En su casa Puy se siente muy cómoda y yo no lo he estado en todo el fin de semana, también por la inactividad forzada por la lesión. Por eso, lo importante era no arriesgar y sumar los puntos necesarios”, explica.

A pesar de las precauciones, Laia sufrió sendas caídas sin consecuencias en el cross test y en el enduro test de la primera vuelta, e incluso tuvo un susto cuando una piedra perforó el radiador de su Gas Gas. “Tuve que ir con más cuidado, pero afortunadamente pudimos arreglarlo en la asistencia”, cuenta.

“Estoy muy contenta, sobre todo después de todo lo que ha pasado con la lesión que me hice en Italia. Han sido tres meses muy difíciles en los que han surgido algunas dudas, pero por suerte todo ha terminado bien, me he llevado el mundial de trial y ahora el de enduro. A principio de año no pensaba que pudiera ganar este título porque es muy difícil compaginar tres modalidades tan distintas y, además, Ludivine Puy está muy fuerte. Eso le da más valor al triunfo”.

Con este nuevo triunfo Laia Sanz alcanza los 13 títulos mundiales (12 de trial y 1 de enduro), con lo que iguala la histórica marca del ‘12+1’ de Ángel Nieto. Asimismo, la de Corbera de Llobregat se convierte en la primera persona en el mundo que gana un Dakar, el mundial de trial y el mundial de enduro, y además en una misma


Laia alcanza los 12 mundiales de trial

La pluricampeona española amplía su leyenda al ganar el GP de Suiza de trial femenino pese a correr con dolores en su pie lesionado.

Éste es el segundo título del año para la piloto de KH-7, tras lograr el trofeo femenino del Rally Dakar el pasado mes de enero.

Ha corrido con dolores, sin estar en plena forma y sin prácticamente montar en moto en los dos meses y medio que han transcurrido desde que se fracturó el dedo pulgar del pie derecho en el GP de Italia de enduro. Laia Sanz tenía que defender su largo reinado en el trial femenino, y lo ha hecho con valentía, bajo la lluvia y haciendo gala de ese espíritu de superación y sacrificio que la han convertido en la mejor piloto de motos de todos los tiempos.

Laia ha ganado hoy en el Gran Premio de Suiza de Trial, disputado en Tramelan, la tercera prueba del mundial y su duodécima corona, una cifra que ninguna mujer ha logrado en la historia del motociclismo. De hecho, desde que se instauró el mundial de esta especialidad, sólo en 2007 se quedó sin el trofeo de campeona. Esta vez le ha bastado con ganar las tres carreras disputadas hasta la fecha, y a falta de otras dos, puesto que el reglamento de la Federación Internacional de Motociclismo establece este año que sólo se tengan en cuenta los tres mejores resultados. Con 44 puntos de penalización, Laia ha vuelto a ser hoy la mejor tras superar a las británicas Emma Bristow y Rebekah Cook, que han sumado 51 y 60 puntos, respectivamente.

Pese a que su racha de triunfos es espectacular, lograr este nuevo éxito “ha sido más complicado de lo que la gente pueda imaginar”, advierte. “Después del Dakar tuve una lesión en la rodilla que me impidió entrenar y adaptarme rápidamente a la nueva moto, tras el paso de Honda a Gas Gas. Luego, con la fractura en el dedo del pie casi no he podido tocar la moto en mucho tiempo. Hoy he cometido muchos errores, me he sentido más cansada de lo normal y me ha costado mucho ganar. El trial era complicado porque se ha disputado bajo la lluvia y estaba todo muy resbaladizo... Además, el dedo me dolía y en algunos momentos incluso he llegado a marearme. No ha sido un día nada fácil, pero lo mejor es que he ganado y me he llevado el título, algo que siempre produce mucha alegría. Sin duda ha sido el mundial más complicado que he ganado y tengo que agradecerlo a todo el equipo por su apoyo, a mis mochileros, a mi familia, a los amigos y a los doctores Cuscó y Cugat, que me han cuidado mucho y han hecho todo lo posible para que pudiera llegar a tiempo a esta prueba”, explica.

Para Laia Sanz, éste es su segundo triunfo de la temporada tras proclamarse vencedora en féminas del Rally Dakar 2012. El sueño de lograr el póker de títulos se desvaneció hace unas pocas semanas cuando tuvo que renunciar a disputar las dos últimas pruebas del campeonato europeo de trial, al estar convaleciente aún de su lesión en el pie. Sin embargo, la catalana todavía puede hacer historia y conseguir el triplete, si logra conquistar el mundial de enduro femenino, que lidera. De hacerse realidad, sería la primera persona (hombre o mujer) que logra ganar el Dakar y los mundiales de trial y de enduro. Saldremos de dudas el 20 y 21 de octubre en el Gran Premio de Francia de enduro.

Clasificación del Trial de Suiza:
1. Laia Sanz, 44 puntos
3. Emma Bristow, 51 puntos
2. Rebekah Cook, 60 puntos
4. Sandrine Juffet, 67 puntos
5. Sandra Gómez, 74 puntos

Clasificación del Mundial:
1. Laia Sanz, 60 puntos
3. Emma Bristow, 47 puntos
2. Sandra Gómez, 43 puntos


El equipo de Laia Sanz no consigue completar las 24 Horas

La pluricampeona de trial no pudo repetir la victoria de clase del año pasado.

Una avería en su vehículo obligó al equipo a retirarse cuando faltaban cinco horas para la finalización de la prueba.

El segundo coche con colores de KH-7, con David Lloret al frente, se lleva la victoria en la categoría Diesel.

Tenía ganas de volver a sentir la adrenalina de la competición. Laia Sanz volvía este fin de semana a las carreras, aunque esta vez sobre cuatro ruedas, tras pasar prácticamente los dos últimos meses convaleciente por una lesión en el pie. La 11 veces campeona del mundo de trial participó en las 24 Horas de Barcelona de Automovilismo, que no pudo completar por una avería en el Renault Clio Cup de su equipo, el Milan Competition, en el que compartió volante con Francesc Gutiérrez, Jordi Codony, Santi Navarro y Thomas Verheyde.

La carrera empezó muy bien para ellos y ya dentro del primer relevo lograron adelantar a una docena de participantes con Gutiérrez al volante, pero en el segundo, Verheyde tuvo una salida de pista que dañó seriamente la suspensión delantera izquierda. El coche fue remolcado en grúa hasta el box, donde los mecánicos tuvieron que emplearse a fondo para volver a ponerlo en condiciones. En total se perdió más de una hora, de modo que se desvanecieron las posibilidades de reeditar la victoria de clase que obtuvieron en la edición anterior, en lo que supuso entonces el debut de Laia en una carrera de coches.

La piloto de KH-7 cubrió el siguiente relevo sin problemas y logró arañar alguna posición, pero al caer la noche reaparecieron los problemas y el Clio empezó a dar muestras de flaqueza. Se rompió la rótula delantera izquierda y poco después el motor comenzó a fallar, hasta que a falta de cinco horas para la conclusión de la prueba, el equipo se vio forzado a abandonar.

“Hemos empezado muy pronto a tener problemas mecánicos, que se han ido agravando a medida que transcurría la carrera. Es una lástima no haber podido terminar, pero ha sido una buena experiencia para mí y sobre todo se trataba de sumar experiencia y pasarlo bien”, señala la piloto.

Sanz, que ha demostrado una formidable progresión, se ha mostrado competitiva en pista: “El hecho de haber corrido una carrera del CER este año y los 500 KM de Alcañiz en 2011 me ha ayudado mucho a aprender como van estas carreras de circuitos”.

La de Corbera de Llobregat también ha asegurado que le gustaría seguir disputando esta prueba en el futuro, pero que su prioridad siguen siendo las dos ruedas: “Me hacía mucha ilusión volver a estar aquí porque el año pasado lo pasé muy bien, el ambiente es muy bueno y se trabaja mucho en equipo. Espero regresar en 2013, siempre que no me coincida con ninguna carrera de trial o enduro. Está claro que me gustaría continuar mi carrera deportiva en los coches cuando termine mi trayectoria en las dos ruedas, pero todavía me queda mucha cuerda en las motos, así que por mucho que últimamente se hable de eso, estoy muy centrada en los mundiales de trial y enduro, y en el Dakar”.

Al término de la carrera, Laia Sanz ha compartido unos instantes con las aficionados que ganaron a través de la página de Facebook KH7_Sport la posibilidad de charlar con ella y subirse a su coche de competición.

Al margen de Laia, el piloto de Granollers David Lloret también ha competido con los colores de KH-7 con un Seat León del equipo Blackmotorsport-Formula GT junto a Fortià Parés, Azor Dueñas, Ivan Alba y Jon Eguzkitza. Tras luchar toda la noche por el liderato, el equipo del vallesano ha logrado la victoria de la categoría Diesel. “Ha sido una carrera muy competida en la que hasta las 6 de la mañana hemos rodado muy igualados con nuestros rivales. Al final, ellos han tenido un problema en su coche y eso nos ha permitido escaparnos hasta cruzar la meta en el primer puesto”, comenta un Lloret satisfecho.


Objetivo Laia Sanz: el póker de títulos

Su objetivo es añadir a la victoria del Dakar 2012, el triunfo en el mundial de trial, el europeo de trial y el mundial de enduro.

Ningún hombre ni mujer ha conseguido nunca antes los cuatro títulos.

Este fin de semana disputará la primera prueba del mundial de enduro de féminas, la única competición que le falta por ganar.

¡El póker de Laia Sanz está en marcha! La pluricampeona, que cuenta con 23 títulos en su palmarés particular, entre los 11 mundiales de trial, los 10 títulos continentales de trial y las dos victorias en la categoría de féminas del Rally Dakar, se ha propuesto este año darle una vuelta de tuerca a su excepcional trayectoria y ganarlo todo.

Laia Sanz optará a conquistar las cuatro grandes competiciones en las que participará -o ha participado- este año: el Dakar, prueba en la que se impuso a mediados de enero; el mundial de trial, que aún no ha empezado; el campeonato europeo de trial, del que ya se ha disputado la primera prueba (Italia, el 7 de abril) y que se saldó con victoria de la piloto de Gas Gas; y el mundial de enduro, que arranca este fin de semana con motivo del Gran Premio de Euskadi. En caso de hacer realidad ese propósito, sería la primera vez que alguien lo consigue. Ningún hombre ni mujer lo ha logrado nunca antes.

“Es un reto muy complicado porque nadie ha ganado dos mundiales de especialidades distintas, pero estoy trabajando muy duro para conseguirlo y, además, me siento muy animada por el cambio de marca. Estar en Gas Gas me ha permitido plantearme este objetivo”, comenta la catalana.

Precisamente el enduro es la única modalidad en la que la piloto de Corbera no ha conseguido ningún título. En su debut en esta especialidad, en 2010, acabó tercera y la temporada pasada fue segunda, por detrás de la francesa Ludivine Puy. Este año, Laia Sanz cuenta con el aprendizaje hecho, ha acumulado más horas de entrenamiento que en las campañas anteriores, y se siente con fuerzas para ir a por todas: “Sigo progresando día a día en el enduro y he mejorado mucho la técnica. Al principio todo era muy nuevo, pero con los entrenamientos para el Dakar y lo que he podido hacer este año, creo que tengo una mayor solidez como piloto de enduro. Además, el equipo y la moto son muy competitivos y eso me da un plus de confianza”.

El pasado fin de semana, Laia deslumbró en el Enduro de Bassella, prueba puntuable para el campeonato de España. A pesar de que había un apartado de féminas, Sanz fue la única chica que compitió en las categorías masculinas, por lo que en lugar de dos vueltas al recorrido hizo tres. “En total, estuve ocho horas encima de la moto y acabé destrozada físicamente, pero fue perfecto porque me lo tomé como un entrenamiento muy duro que fui capaz de acabar y con buenas sensaciones”. Laia terminó el enduro en una meritoria octava posición de la categoría E1.

La piloto de Corbera también habla de la dificultad añadida que supone competir en las tres disciplinas: “No es nada fácil compaginar las tres modalidades porque entre sí son muy distintas y tienes que estar cambiando de moto constantemente para entrenar. La del Dakar pesa casi 170 kilos, la de enduro unos 120 y la moto de trial casi 70 kilos, así que lo que vale para una no vale para otra. La única manera de compaginarlo todo es por épocas. Cuando el trial me da un respiro, entreno enduro y, a finales de año, cuando los campeonatos ya han terminado, me centro en preparar el Dakar. Este año tuve la dificultad añadida del cambio de marca y al volver del Dakar 2012 tuve que hacer una pretemporada con muy poco tiempo para adaptarme lo más rápidamente posible a la moto de dos tiempos, pero con todo acabé lesionándome la rodilla y estuve más de un mes de baja”.

Por el momento, Laia cuenta ya con una reina en su mano tras ganar el Dakar, le faltan otras tres. Esta semana en el Enduro de Euskadi, y la siguiente en el Enduro de Portugal, veremos si las cartas le siguen sonriendo.


Laia y Nani cambian el desierto por la nieve

En apenas tres semanas Laia Sanz y Nani Roma han pasado de competir en el Rally Dakar a 45ºC en los desiertos de Argentina, Chile y Perú, a participar en una carrera de coches sobre hielo a -20ºC. Lo han hecho hoy sábado en el circuito de Pas de la Casa, en la cuarta cita de las GSeries BPA de Andorra, bajo unas condiciones extremas de viento, nieve y frío que han puesto a prueba la resistencia de los pilotos inscritos y de sus vehículos.

De hecho, las bajas temperaturas han ocasionado averías en los coches de varios participantes y Nani Roma no ha sido una excepción. El subcampeón del Dakar, que ya es un habitual de esta cita invernal, ha roto el turbo de su coche al final de la primera serie y se ha visto obligado a abandonar la carrera. “Las temperaturas tan bajas no ayudan para nada a la mecánica. En mi caso ha entrado aceite en el turbo y ha empezado a salir humo por todas partes. En cualquier caso, esta carrera es muy divertida y siempre que puedo trato de participar en ella, aunque tengo que reconocer que prefiero el calor del desierto”.

Laia Sanz, que ha pasado por un día de las dos a las cuatro ruedas, ha superado las dos series clasificatorias y en la final ha sido 25ª al volante de un Volkswagen Golf. La 11 veces campeona del mundo de trial y vencedora del Dakar ha disfrutado de su bautismo en este tipo de competiciones, si bien a acusado su falta de práctica en este tipo de carreras: “He pasado de las dunas al hielo y me lo he pasado muy bien. Creo que me ha tocado el peor fin de semana de las GSeries porque hacía mucho tiempo que no hacía tanto frío en Andorra, por lo que me han dicho. Lo importante es disfrutar y probar una experiencia nueva. Ayer en los entrenamientos se me dio mejor, pero hoy han cambiado el sentido del trazado por temas de seguridad y no me he adaptado tan bien. Sobre hielo hay que jugar con los cambios de peso, los derrapes y aun me ha faltado algo de práctica, pero he disfrutado de la oportunidad que me han dado el Automóvil Club de Andorra”


La dureza del Dakar no puede con Laia Sanz

Laia Sanz superó la prueba de fuego del Dakar y alcanzó la meta de la 12ª etapa en una digna 52ª posición. Ni el agotamiento tras la durísima etapa maratón de ayer, ni la exigencia mecánica a la que fue sometida la moto en dos especiales consecutivas sin posibilidad de reparaciones, impidieron a la única chica que sigue en carrera cumplir con el trámite exigido.

Los participantes de motos tuvieron que soportar el jueves una especial durísima, con dos fuertes vadeos y un largo y demoledor tramo de fesh fesh. Y de postre, al atardecer les aguardaba un campamento un tanto especial, donde estaba prohibida la entrada de las asistencias. Por si fueran pocas penalidades, Laia Sanz tuvo que pasar la noche al raso, al igual que otros pilotos, sin tienda de campaña, sin saco de dormir y con mucho frío: “Pasé una noche malísima. La organización nos dio un ponche para que nos abrigáramos un poco, pero ni con estas. Cada media hora me despertaba por el frío y ayer por la mañana me levanté hecha polvo”.

La piloto de Gas Gas cogió fuerzas de flaqueza y superó la prueba, demostrando su valentía y su resistencia: “No había más remedio que dejar el cansancio a un lado, reponerse y mentalizarse de que había otra dura etapa por delante. Así lo he hecho. Esto es el Dakar y sólo se llega a la meta suportando las duras condiciones que te plantea esta prueba”. Al final de la especial, Laia cruzaba la meta en 52ª posición. En la general baja un puesto y ahora es 41ª. “El depósito se agrietó y tuve que ir más despacio. Fue una lástima porque podría haber hecho una gran etapa”.
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud exercitation ullamco laboris nisi ut aliquip ex ea commodo consequat. Duis aute irure dolor in reprehenderit in voluptate velit esse cillum dolore eu fugiat nulla pariatur. Excepteur sint occaecat cupidatat non proident, sunt in culpa qui officia deserunt mollit anim id est laborum.


Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud exercitation ullamco laboris nisi ut aliquip ex ea commodo consequat. Duis aute irure dolor in reprehenderit in voluptate velit esse cillum dolore eu fugiat nulla pariatur. Excepteur sint occaecat cupidatat non proident, sunt in culpa qui officia deserunt mollit anim id est laborum.